Global Education Monitoring Report

Meta 4.7: Desarrollo sostenible y ciudadanía mundial

Para 2030, garantizar que todos los alumnos adquieran los conocimientos teóricos y prácticos necesarios para promover el desarrollo sostenible, entre otras cosas mediante la educación para el desarrollo sostenible y la adopción de estilos de vida sostenibles, los derechos humanos, la igualdad entre los géneros, la promoción de una cultura de paz y no violencia, la ciudadanía mundial y la valoración de la diversidad cultural y de la contribución de la cultura al desarrollo sostenible, entre otros medios

CREDIT: ESB Professional/Shutterstock.com. A young boy holding a globe.

La presentación de informes sobre el indicador mundial se basa en 83 países que participaron en la Sexta consulta sobre la aplicación de la Recomendación de la UNESCO sobre la Educación para la Comprensión, la Cooperación y la Paz Internacionales y la Educación relativa a los Derechos Humanos y las Libertades Fundamentales (1974). Más del 80% de los países indicaron que incluían los principios rectores de la recomendación al evaluar a los estudiantes, y casi todos señalaron que están incluidos en los planes de estudios. Sin embargo, solo el 17% de los países reflejaba completamente esos principios en los programas de formación permanente de los docentes (figura 13).

Figura 13: Solo el 17% de los países refleja plenamente los principios de derechos humanos y libertades fundamentales en la formación permanente de los docentes

El Estudio Internacional 2016 de Educación Cívica y Ciudadana de la IEA analizó el conocimiento, la comprensión, las actitudes, percepciones y actividades de alumnos de octavo grado en 24 países, principalmente de altos ingresos. Alrededor del 35% de los estudiantes obtuvieron puntuaciones correspondientes al más alto de los cuatro niveles, lo que demuestra la capacidad de establecer conexiones entre los procesos de organización social y política y los mecanismos legales e institucionales que los controlan, mientras que el 13% se situó al nivel más bajo o por debajo de este.

Once países mejoraron considerablemente sus puntuaciones entre las encuestas de 2009 y 2016, y ninguno registró un descenso significativo. Se observa asimismo que los participantes respaldan más la igualdad de derechos y tienen actitudes más positivas hacia los grupos étnicos y raciales. Las mujeres, los alumnos más interesados en los asuntos cívicos y políticos y aquellos con mayores niveles de conocimientos cívicos manifestaban actitudes más positivas. Las variables individuales se asociaban por lo general con actitudes positivas relacionadas con la percepción de la calidad de los procesos escolares, tales como las relaciones entre maestros y alumnos, el aprendizaje de temas cívicos, la apertura en las escuelas y las discusiones en el aula.

Meta del año anterior 4.7